LNB: La mejor defensa (San Martín) ante una de las revelaciones (Platense)

Duelo vibrante en el Etchart en el arranque de la Reclasificación. El Rojinegro y Tense se caracterizan por sus defensas. Los correntinos se sostuvieron arriba toda la temporada y el Calamar ha sido de las sorpresas. El análisis de la serie.

San Martín y Platense se medirán en un intenso mano a mano por la Reclasificación de la Liga Nacional. Será uno de los cuatro cruces que determinará, qué equipo clasificará a cuartos de final donde esperan Quimsa, San Lorenzo, Regatas y Boca; y qué elenco se quedará en el camino finalizando su campaña en esta instancia. Al mejor de 3 partidos, este miércoles será tiempo del primer round para este emocionante cruce entre rojinegros y calamares.

El cronograma de la serie

Juego 1 – 7 de abril – 19:00 horas – San Martín vs. Platense (Héctor Etchart)
Juego 2 – 8 de abril – 21:30 horas – Platense vs. San Martín (Héctor Etchart)
Juego 3 – 11 de abril – 19:00 horas – San Martín vs. Platense (Héctor Etchart)

El antecedente en la temporada 2020/21: Se enfrentaron en dos oportunidades por fase regular, repartiéndose una victoria por lado. El 22/12 fue triunfo para San Martín por 69-59; mientras que más acá en el tiempo, el 13/3, fue triunfo para Platense por 83-63.

Historial en la Liga Nacional: Mucha juventud en este emparejamiento, ya que más allá de los dos partidos que jugaron esta temporada (1-1) el único partido que llegaron a disputar oficialmente por LNB fue en la suspendida 2019/20, donde se encontraron una sola vez y fue con victoria para Platense por 93-75 en el Templo del Rock.

SAN MARTÍN (récord 24-14 en la fase regular)

El Rojinegro mostró una versión protagonista a lo largo de todo el calendario. Estuvo a la altura de lo que propuso, y los resultados dejaron en claro que los objetivos iniciales se cumplieron. Posiblemente la sensación sea que le faltó un punch más para meterse dentro de los 4 primeros de la tabla, un sentir que viene de la mano por la excelente campaña que hizo. De hecho estuvo a solo un triunfo de colarse en el cuarto puesto, ya que de ganar un partido más y haber tenido 25 victorias, se colaba en ese escalón porque le ganaba en el mano a mano a Boca.

Fue el último equipo en perder su condición de invicto en esta temporada, llegando a tener un inicio tan sorprendente como demoledor de 9-0, y con el dato no menor de estar incompleto porque no tuvo ni a Machuca ni a Basualdo en ese arranque. Perdió su primer patido el 7/12 y encadenó 3 caídas consecutivas para luego levantarse con una nueva seguidilla ganadora. Así la fue llevando, con rachas, y su momento más irregular llegó en el último tramo de la regular. Tuvo altibajos comunes, llegando a perder 5 en fila en marzo (derrotas ante Boca, Platense, Obras, Ferro y San Lorenzo), pero en el final se levantó ganando el clásico correntino (85-71 a Regatas) y también a Instituto (82-70).

San Martín fue uno de los equipos que mantuvo prácticamente el mismo equipo que la temporada pasada. Incorporó poco pero sumó jugadores con mucha calidad para alargar su rotación. El fichaje fuerte fue Javi Saiz, ala pivote de selección que tuvo un gran año; además de sumar a Andreatta. Acá hay que tener en cuenta también que le dio alas a muchos jóvenes, porque apoyó su equipo en juveniles y varios U23, donde destacamos el caso top de Matías Solanas (13,4 puntos, 4,3 rebotes y 2,5 asistencias).

Los correntinos volcaron una propuesta defensiva interesantísima. Son la mejor defensa de la temporada recibiendo apenas 71,1 puntos en contra. Es cierto que no juegan a score alto (73,5 puntos de ataque), pero la impronta es un estilo de básquet más estacionado, sin tantas posesiones y aprovechando el 5 vs. 5, donde se tienen confianza y son sólidos. Lo positivo también es que son un equipo muy completo, porque tienen fortalezas en el perímetro (además de Solanas, destacar a Zanzottera con 10,6 puntos; Machuca con 9,6 tantos más 4,5 asistencias; Emiliano Basabe; y Gastón García) como en el juego interior, con una rotación muy importante con Seba Acevedo (11,0 puntos), Saiz (10,1) y Basualdo (mejor rebotero del equipo con 7,4 tableros).

Equipo solidario, que más allá de los altibajos que mencionamos también hay que destacar que siempre fue un grupo sólido que a pesar de no estar siempre completos (Acevedo se perdió varios partidos en el inicio del año, mismo con las ausencias de Basualdo y Machuca por lesión, o Zanzottera inclusive) y esas ausencias las supo disimular muy bien. Por supuesto ahora tendrá que dar un salto en esta nueva etapa que arranca con los playoffs, pero argumentos mostró y de sobra.

El entrenador

Diego Vadell está cumpliendo su segunda temporada al mando de San Martín. Llegó al club a mediados del 2019, recordando que también tuvo un paso importante como parte del desarrollo deportivo del básquetbol del club, siendo asistente técnico en el TNA 2012/13.

.

Actualmente tiene un registro de 43-29 desde que es entrenador del Rojinegro, y su relación con el club es tan estrecha que el mes pasado la institución le extendió su contrato por dos temporadas más. Vadell desarrolló una idea de juego muy abocada a la defensa y los resultados vienen siendo muy positivos. Apuesta a equipos largos, sin figuras marcadas y exprimiendo cada posesión.

La figura

Matías Solanas es sin dudas uno de los jugadores de mayor explosión de la Liga Nacional. Le dieron la responsabilidad de ser el 2 anotador del equipo y cumplió con creces, con apenas 22 años. Promedia 14 puntos por partido con una precisión altísima del 55% en dobles y 37% en triples.

.

Ejecuta rápido, propio de una cabeza y visión muy ágil y avanzada, y para agregar destacar que siempre tiene el aro entre ceja y ceja, más allá de que por supuesto siempre busca la mejor opción. Carácter puro para ser el goleador, dando un salto de calidad top y siendo de los mejores progresos y de los mejores en su puesto en la actualidad.

Se dijo

«Lo que siempre rescato de nuestro equipo es que no hay figuras. Nosotros paramos más la pelota, nos tenemos mucha confianza en el 5 vs. 5 y en nuestra defensa, y la verdad es que por ahí tengamos que aprender a optimizar más los contraataques que tengamos para aprovecharlos mejor pero sinceramente estamos muy cómodos con este estilo de no hacer muchos puntos, tener pocas posesiones y confiar en nuestra defensa que es desde donde nace todo. A su vez sabemos que a los otros equipos, al frenarlos y bajarles las posesiones, podemos complicarlos mucho más. También hace que el rival esté pensando no solo en marcar a Solanas, sino a cualquiera de nosotros porque vamos rotando en cuanto al aporte, y creo que para el otro equipo es difícil de scoutear», Sebastián Acevedo, pivote de San Martín.

PLATENSE (récord 19-19 en la fase regular)

El Calamar está cumpliendo una temporada histórica en la Liga Nacional. Parece que pasó mucho pero a la vez no lo fue tanto, desde aquel ascenso desde la Liga Argentina en la 2018/19 (de hecho es el último campeón de la categoría), pero ha pasado constantemente por una reestructuración en la última década que sorprende. Con todo eso detrás y entendiendo que estamos ante una situación no muy común de ver, estamos ante un equipo que llegó a la Liga en la temporada pasada, hizo pie y que ahora, en su segundo año, ya se metió en playoffs.

Es simplemente el premio a un proyecto y a un equipo que pasó de tener como primer objetivo conseguir la permanencia, a asegurarse ese primer cometido, seguir desplegando una temporada muy equilibrada y meterse por primera vez en la postemporada. Todo un logro para un equipo que hace diez años estaba en la segunda división del básquet de Capital Federal, y que de la mano de su apuesta al básquet fue creciendo, pasando por el Federal, TNA/Liga Argentina, Liga Nacional y ahora estos playoffs.

Platense cambió mucho su equipo de la temporada pasada a esta actual, y lo que sostuvo lo hizo muy bien. Primero que nada mantuvo a Alejandro Vázquez, su entrenador, que lleva más de diez años dirigiendo al básquet del club y consiguió ascender todas las categorías. Renovó a su hijo, Facundo Vázquez (10,5 puntos, 4,4 rebotes y 4,8 asistencias, de lo mejor de la Liga en este último apartado), a quien le dio la responsabilidad de llevar la base y terminó siendo de las mejores apuestas que se consolidó como un líder.

También siguieron Seba Morales (9,7 tantos), logró la vuelta de una leyenda como Ale Pappalardi, y probó con algunos nombres que necesitaban un salto, como Lugli (8,5 puntos y 5,1 rebotes), y los regresos a la elite de Lockett (top con 11,3 puntos y 6,9 rebotes), Bernardini (10,1 puntos) y Montes (9,0 puntos). Todos rindieron y le dieron alas al equipo. Lo mejor del equipo fue desde enero, cuando con algunas salidas como las de Fede Mansilla e Ignacio Carrión, el equipo le dio lugar a las llegadas de Goldenberg (8,3 puntos y 6,2 rebotes) y Aprea (11,5 puntos y 4,6 rebotes). Los dos fueron decisivos, porque el equipo fue mucho más ordenado desde entonces y tanto el alero como el pivote fueron determinantes en cada partido. Sus números los demuestran.

Si uno observa ese registro de 19-19 en la tabla puede confundirse, porque este Platense arrancó con algunos desajustes pero evolucionó mucho tanto a nivel colectivo como individual con el transcurso del calendario. Se hizo un rival muy difícil y duro para todos, y su evolución se dio desde mediados de enero donde ganó 7 sobre 8 partidos. Equipo con una media respetable de puntos a favor (76,7) y siendo de las cuatro mejores defensa de la temporada (74,0).

El entrenador

Histórico total, dueño del proyecto y refundador del Calamar. El Cholo Vázquez es el básquet de Platense, llegando al club en 2009 y pasando por todas las categorías hasta la elite en menos de diez años. Logró ascender a la Primera Metropolitana en ese primer año, en 2009; luego al Torneo Federal en 2012, llegó a la Liga Argentina para la 2015/16 y en la histórica 2018/19 ascendió a la Liga Nacional.

.

Con conceptos claros, una tendencia al juego en bloque y muy abocado a lo que significa la construcción colectiva, siempre con protagonismos repartidos entre sus jugadores, la impronta que le ha dado Vázquez a sus versiones de Platense desde siempre ha generado una tendencia muy positiva en cuanto a resultados.

La figura

Facundo Vázquez sin dudas es el líder por rol y por carácter de este equipo. Si bien estamos ante un joven que todavía está en etapa de desarrollo (tiene 22 años), desde lo defensivo es uno de los mejores argumentos del Calamar y gran parte del éxito que lo ha traído hasta acá.

.

Tuvo que madurar con el correr de la temporada, porque así como tuvo momentos excelentes también ha tenido que cargar con algunos errores propios de esta primera experiencia en este papel de conductor designado (pérdidas o errores en algunos cierres). Promedia 11 puntos, 5 rebotes y 5 asistencias, súper completo, aportando también mucha visión y velocidad.

Se dijo

«El objetivo era mantener la categoría, después, con el correr de los partidos, el grupo se puso bien, vio que teníamos una posibilidad muy importante para el club y todos nosotros. Y acá estamos. Humildemente, para mí esto de jugar playoffs de Liga Nacional va a ser la primera vez que me pasará, y cuando se lo conté a los jugadores me di cuenta que la gran mayoría de ellos también salvo 1-2 que ya habían jugado alguna vez por el campeonato. El equipo se puso bien, tomó como algo muy importante la posibilidad de jugar los playoffs y creo que nos pusimos en forma para ganar los últimos partidos y clasificar 3-4 partidos antes de terminar el torneo», Alejandro Vázquez, entrenador de Platense.

DATOS

La pintura, factor clave. Es cierto que San Martín tiene mucho potencial dentro del juego interno con variantes como Saiz, Basualdo, Acevedo y algunos minutos para Andreatta. Ahora bien, el trabajo de Lockett y Aprea en Platense será fundamental en esta lucha. Y en rebotes ofensivos el Calamar saca una leve luz de 10,2 contra 7,9 de promedio para los correntinos. Aún así, ¿pesará más la rotación interior de San Martín o la balanza se inclinará hacia los pilares de Tense?

San Martín cumplirá este miércoles 400 partidos dentro del Liga Nacional. El equipo correntino lleva 8 temporadas en la máxima categoría, habiendo logrado dos ascensos (2010/11 y 2013/14) y con el recordado Súper 20 en 2017 como uno de sus máximos logros en la elite.

Antecedentes muy diferentes. Difícil es poner en un contexto actual aquel primer juego que disputaron en diciembre (victoria rojinegra por 69-59), porque Platense mutó considerablemente su juego respecto a aquel juego. Lo más cercano es el partido del 13 de marzo con triunfo para Tense (83-63), aunque por supuesto estuvimos ante un San Martín que ese día no tuvo a Machuca por lesión, pieza clave. Ahora bien, el factor es que tan diferentes son ambos juegos que Platense elevó muchísimo su potencial en el juego interno, y fue ahí donde pudo inclinar la balanza a su favor en el más reciente encuentro.

Dato de color y duelo de internos. Sebastián Acevedo y Phillip Lockett están unidos por una gran amistad, más allá de que en esta serie serán rivales, pudiendo cruzar en algún emparejamiento. Ambos coindieron en Quimsa cuando estaban dando sus primeros pasos en el básquet, e incluso son cercanos al punto de que Lockett es el padrino del hijo de Acevedo. Casualmente también los dos están atravesando una temporada muy sólida a nivel personal (11,3 puntos y 6,9 para Phillip; y 11,0 puntos, 4,6 rebotes y 2,9 asistencias para Sebastián).

Bases con características muy similares. Facundo Vázquez y Jonathan Machuca son dos de los 4 mejores asistidores que tiene la Liga. Expertos en la materia, el joven base del Calamar tiene una media de 4,8 por partido mientras que el armador del Rojinegro ostenta 4,5 en este registro. Y más allá de lo buenos pasadores que son, también hay que destacar su buena inclinación hacia lo defensivo. Otro duelo a seguir, sabiendo incluso que sus relevos también tienen características lineales, es tener en cuenta que Lugli y García son dos de los 10 jugadores que más robos de balón consiguen (Andrés es líder con 1,9 y Gastón está décimo con 1,5).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *